Manualidades pensadas para la era digital

Por Onio - 13 de Julio, 2006, 13:36, Categoría: General

MICHEL MARRIOTT (NYT)

ELPAIS.es - 13-07-2006 - 11:36

Al combinar materiales tradicionales con elementos de alta tecnología, niños de tan solo 9 años de edad pueden inventar, entre otras cosas, joyas interactivas.
Al combinar materiales tradicionales con elementos de alta tecnología, niños de tan solo 9 años de edad pueden inventar, entre otras cosas, joyas interactivas. (Robert Spencer)

A primera vista, el PicoCricket Kit parece una caja de plástico llena de material de manualidades: fieltro de colores, limpiapipas, algodón y bolas de poliestireno. Pero se trata de un equipo artesanal para la era digital, que incluye sensores electrónicos, motores, cajas de resonancia, cables de conexión y un ordenador de bolsillo programable que funciona con una batería.

Según Mitchel Resnick, profesor de investigación pedagógica del Media Lab del Instituto Tecnológico de Massachusetts, al combinar materiales tradicionales con elementos de alta tecnología, niños de tan solo 9 años de edad pueden inventar, entre otras cosas, joyas interactivas, criaturas que bailan y esculturas musicales.

Resnick, cuya investigación sobre el aprendizaje infantil en el Media Lab ayudó en 1998 al Grupo Lego a crear el equipo de construcción robótico Mindstorms, un producto de enorme éxito, dice que quería inventar algo que no insistiera en la fabricación de objetos mecánicos. Lo que más le interesaba era fomentar la creación artística y producir una tecnología y un lenguaje de programación que permitiera a los más pequeños asumir un mayor control sobre el comportamiento de sus creaciones.

“Lo que esperamos es que comiencen con proyectos sencillos para después dejar volar la imaginación”, explica Resnick. “Creo que los jóvenes enseguida se tiran de cabeza y experimentan”. Los equipos PicoCricket, dice, “están concebidos para fomentar esa clase de experimentación”.

Por ejemplo, uno de los manuales de instrucciones de este juego enseña a los usuarios a convertir una tarta de cumpleaños hecha de fieltro, cartón y pajitas para beber, en un ingenioso pastel interactivo, que puede programarse para que las luces de sus velas eléctricas se apaguen de repente cuando alguien sopla sobre ellas. Con unos cuantos ajustes en la programación de la tarta, sus velas artificiales llegan a parpadear antes de apagarse y, con algunos toques de programación más, la tarta puede entonar canciones de cumpleaños.

El juguete, que cuesta 250 dólares (196 euros), es la primera iniciativa de Playful Invention Company (PICO), una empresa con sede en Montreal de la que Resnick es cofundador y Lego el patrocinador financiero (el juego se podrá conseguir este mes en www.picocricket.com). Su herramienta principal es el programa PicoBlocks, un lenguaje que funciona apuntando y haciendo clic, cortando y pegando.

Parece un puzzle de piezas de colores que se ordenan y combinan en una pantalla de PC o Mac con un ratón. Alineando piezas etiquetadas en secuencias interconectadas se pueden crear comandos sencillos y complejos. Un “puntero” con cable USB enchufado al ordenador transmite los comandos a PicoCricket mediante una serie de destellos. Los motores y los sensores están conectados a PicoCricket, que a su vez funciona según la programación almacenada en su memoria de estado sólido.

“Para nosotros, lo más importante es dejar que los chavales lo controlen”, afirma Resnick. Otros fabricantes también están preparando equipos más flexibles con los que los más jóvenes puedan crear y programar sus propios diseños por ordenador. El Sistema de Diseño Vex Robotics, desarrollado el año pasado por Innovation First y RadioShack, tenía como objetivo espolear la diversión creativa de los adolescentes.

“Habla con cualquier alumno de secundaria, todos son mucho más espabilados”, afirma Joel Carter, vicepresidente del departamento de publicidad de Innovation First, una compañía de robótica de Greenville, Texas. “Les gustan los problemas

con soluciones abiertas y hay muchos que disfrutan utilizando las herramientas disponibles para solucionarlos”.

Según Carter, el equipo para principiantes de Vex, que cuesta 300 dólares (235 euros), tiene más de 500 componentes, suficientes para construir robots guiados por control remoto y otros programables.

Caleb Chung y Bob Christopher, cofundadores de Ugobe, una empresa de robótica de Emeryville, California, están desarrollando un pequeño robot dinosaurio, Pleo, y dicen que quieren que su comportamiento sea tan creíble como para fomentar tanto una relación como un juego.

El Pleo (www.ugobe.com/pleo) estará listo para fin de año y su precio aún no se conoce. Christopher afirma que la tecnología de este robot de compañía, que funciona con el sistema operativo Life Form, creado por esta empresa, se centrará en “el gen creativo que todos llevamos dentro”.

Visitas


Hit Counter

Calendario

<<   Julio 2006  >>
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31       
Locations of visitors to this page

Mi otro blog

<<   Julio 2006  >>
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31       

Mis fotos:

Apúntate

Categorías

Sindicación

Enlaces

Enlaces educativos

Visitas

 

Alojado en
ZoomBlog